Los referentes de Republicanos Unidos presentaron un amparo en la Justicia de la Ciudad para evitar que este martes se aplique el decreto de duelo nacional establecido por Alberto Fernández tras la muerte de Hebe de Bonafini.

La presentación lleva la firma de la legisladora porteña Marina Kienast, compañera de bloque de Roberto García Moritán, el marido de Pampita. Además lleva las firmas del abogado José Lucas Magioncalda (quién también patrocina al grupo como letrado) y de los miembros de la Juventud de "Republicanos Unidos" Rodrigo Forlenza, Facundo Sapienza, Florencia Ravelo Niglia, Sebastián Pedrozo, Jonthan Tolisano y Federico Kaufman.

El bloque del marido de pampita busca que en la ciudad no se respete el duelo nacional

En el entorno de García Moritán aclararon que del amparo participa gente del partido, pero no él y que tampoco fue una movida del bloque.

Con el amparo, se busca que la bandera argentina no sea izada a media asta, al entender que las características autoritarias, xenófobas, violentas e intolerantes de Hebe de Bonafini, vulneran las políticas de Estado en materia educativa, instauradas por la Ley 26.206; además del derecho a la educación y la integridad psíquica y moral de los niños.

Como fundamento, los firmantes citan diversas declaraciones públicas de la madre de Plaza de Mayo; entre ellas cuando manifestó su alegría por el atentado a las Torres Gemelas, o los insultos a personas de nacionalidad boliviana, apelando a su nacionalidad; y las amenazas para utilizar pistolas Taser con los hijos menores de edad de Mauricio Macri y María Eugenia Vidal, entre otras.

La norma pretende, como fin último, instalar en los niños reflexiones y sentimientos democráticos y de defensa del Estado de Derecho y la plena vigencia de los Derechos Humanos

"No basta con que la Sra. Hebe Pastor de Bonafini haya sido presidente de la Asociación Madres de Plaza de Mayo, para su reivindicación oficial en las escuelas, sino que resulta imprescindible que sus expresiones públicas hayan estado consustanciadas con dichos valores, lo cual, lamentablemente, no ha ocurrido", dice el amparo.