El Gobierno ya comenzó a hablar con referentes de la oposición para encarar un diálogo destinado a hablar sobre “la intolerancia política”: el ministro del Interior, Eduardo “Wado” de Pedro, llamó esta tarde al líder de la UCR, Gerardo Morales, y a los diputados radicales Facundo Manes y Emiliano Yacobitti para intercambiar ideas sobre cómo “bajar un cambio” luego de los altos niveles de enfrentamiento entre el oficialismo y la oposición tras el ataque contra Cristina Kirchner.

El ministro del Interior inició contactos con miembros de la UCR porque considera que son más permeables a una instancia de diálogo político que en el PRO, donde cerca de su titular, Patricia Bullrich, negaron que conversaciones sobre el tema con cualquier representante del Gobierno.

El ministro del Interior también lo llamó a Facundo Manes, diputado de la UCR y uno de los presidenciables de JxC que cuestiona en forma permanente a “la grieta”.

“Debemos recuperar la racionalidad, bajar un cambio y ponernos hablar sobre qué tipo de convivencia democrática queremos en nuestro país”, expresó el ministro del Interior al justificar el cambio de postura oficial, que viró de la dureza contra la oposición a llamarla a un diálogo.

¿Cómo se instrumentará el diálogo que propone el Gobierno? Yacobitti destacó que aún no está definido: “Estamos viendo si será desde el Congreso o desde instituciones como las universidades, pero siempre de cara a la gente -aseguró-. Queremos ver cómo desandar el nivel de enfrentamiento de la política. Parece que si uno se junta a hablar con alguien de otro partido está cometiendo un pecado y, en realidad, es lo que te obliga a hacer la política”.